Las embarazadas atraen el doble de mosquitos

Efectivamente, las embarazadas presentan algunos cambios en su organismo que les hace ser “más apetecibles” que otras personas para los mosquitos. No sólo por los cambios hormonales, sino también por los cambios a nivel hemodinámico y de temperatura.

Verano y mosquitos: dúo inseparable

Picaduras de mosquitos - HeelEspaña
¿Por qué pican mucho los mosquitos a las embarazadas? – HeelEspaña

Para muchas personas, las noches de verano pueden convertirse en una pesadilla por culpa de los molestos mosquitos.

Las altas temperaturas hacen que estos insectos estén más activos. Además, el hecho de dormir con las ventanas abiertas y no estar protegidos por ropa, hacen que muchas noches acaben convirtiéndose en un auténtico concierto de zumbidos.

Por la mañana toca recuento: “yo tengo cinco picaduras”. “Pues yo ninguna, a mí no me pican nunca los mosquitos”. Y aquí surge la pregunta: ¿por qué a unas personas les pican los mosquitos y a otras no?. La típica frase que se dice a nivel popular “es que tú tienes la sangre dulce”, no tiene ninguna base. Sin embargo, sí es cierto que hay ciertos factores que hacen que unas personas sean “más apetecibles” que otras para los mosquitos.

¿Por qué pican más a unas personas que a otras?

  • Las personas con piel blanca y fina sufren de picaduras de mosquitos con más frecuencia que las personas con la piel más gruesa y oscura. Este es uno de los motivos por los que los niños están más afectados por estos insectos.
  • Los estrógenos atraen también a los mosquitos, por eso las picaduras son más frecuentes en mujeres.
  • Otras sustancias que los atraen son el dióxido de carbono y el ácido láctico que se expulsa a través del sudor.
  • También el aumento de temperatura corporal y de volumen sanguíneo son factores atrayentes para los mosquitos.

El aumento de temperatura corporal y el sudor son dos factores relacionados con el calor. Por eso, en verano, es más frecuente que aparezcan estas picaduras (además claro, de por un aumento de la exposición) y también durante la práctica deportiva.

El aumento del calor corporal atrae en mayor medida a los mosquitos.

Ahora vamos a juntar casi todos estos factores: mujer, estrógenos, aumento de la temperatura corporal y del volumen sanguíneo y aumento de la producción de dióxido de carbono. ¿De quién estamos hablando?. Exacto. De una embarazada.

Embarazo: más picaduras de mosquitos

Las picaduras de mosquitos son realmente una molestia muy desagradable que en una embarazada aún se agrava más. Imaginemos una noche de verano, con las dificultades para dormir propias de las embarazadas, a las que se suma el calor. De pronto, cuando la mujer ha conseguido coger el sueño, el molesto zumbido del mosquito, preparado para atacar.

Picaduras de mosquitos - HeelEspaña
Picaduras de mosquitos y embarazo – HeelEspaña

Además, en algunas personas, las picaduras de insectos pueden desencadenar reacciones alérgicas. Pueden ser locales, lo que aumenta las molestias y el picor. Pero también generales, pudiendo llegar a producir en casos extremos hasta una anafilaxia.

Mención aparte merece el riesgo que conllevan estas picaduras en zonas donde la malaria es endémica. En un artículo publicado en The Lancet se evidencia cómo las embarazadas tienen mayor probabilidad de ser picadas por mosquitos. Por tanto, más riesgo de contraer malaria.

¿Cómo actuar ante las picaduras de mosquitos?

Obviando los casos extremos de anafilaxia o de enfermedades como la malaria transmitidas por mosquitos, ante una picadura de insecto, lo que se debe hacer es lavarla con agua fresca y jabón, la aplicación de amoniaco u otros remedios caseros no es recomendable. Sí se pueden aplicar productos tópicos con caléndula o aloe, que refrescan, desinflaman y calman el picor.

Ante una picadura de insecto, lavarla con agua fresca y jabón es lo recomendable.

Para prevenir las picaduras, hay que evitar dormir con las ventanas abiertas. Siempre que sea posible protegerse piernas y brazos con ropa fresca, especialmente si se sale al campo o se va a estar sentado en parques o terrazas.
Se pueden utilizar repelentes, teniendo en cuenta que, según la composición, algunos no deben aplicarse cerca de los ojos o las mucosas. Los extractos de algunas plantas como la citronela o el ledum palustre, también actúan como repelentes de los mosquitos.

El verano es una estación del año que nos invita a disfrutar. Pero hay que tener ciertas precauciones y cuidados que,  si son necesarios para todos, aún más para las mujeres embarazadas.

Referencia

Lindsay, S., Ansell, J., Selman, C., Cox, V., Hamilton, K., & Walraven, G. (2000). Effect of pregnancy on exposure to malaria mosquitoes. The Lancet, 355(9219), 1972.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *