Eccema de contacto: principales factores y agentes causantes

La dermatitis de contacto es una placa enrojecida de la piel con descamación que produce picor y aparece por contacto directo o por una reacción alérgica a una sustancia. La dermatitis o eccema de contacto es una entidad que puede ser muy molesta.

Muchas sustancias pueden causar dichas reacciones, como los perfumes, jabones, cosméticos, plantas, detergentes, tintes y otras sustancias químicas. Las sustancias más irritantes pueden causar dermatitis o eccema de contacto casi de forma inmediata.

Es necesario identificar en cada caso la sustancia que provoca la reacción, ya que al evitar la sustancia irritante, la erupción producida en la piel desaparece generalmente en un periodo corto de tiempo que suele variar de 2 a 4 semanas. La humedad y el frío, así como determinadas cremas contra el picor, además de otras medidas de cuidado personal, pueden aliviar la erupción de la piel. En pacientes que presentan dermatitis atópica es frecuente la dermatitis de contacto.

Tipos de eccema de contacto

Existen dos tipos de dermatitis de contacto:

  • La dermatitis irritativa de contacto. Está ocasionada por el contacto de la piel con una determinada sustancia que irrita la piel. Es la más frecuente (70%) y no es alérgica. Se trata de una reacción frente a una sustancia tóxica para la piel. La sustancia, en concreto, daña la capa externa de la piel. Dentro de las sustancias que pueden provocar dermatitis irritativa de contacto están perfumes, jabones, champú, geles, cosméticos, plantas, ácidos, cemento, disolventes, alcalinos, detergentes, tintes y otras sustancias químicas.
    Hay personas que reaccionan frente a irritantes muy fuertes en la primera exposición. En estos casos, sería una dermatitis irritativa de contacto aguda. Sin embargo, hay otras personas que no desarrollan síntomas hasta que no existe una exposición reiterada a la sustancia. Esto suele ocurrir con irritantes leves. Y, en estos casos, se trataría de una dermatitis irritativa de contacto crónica. De hecho, algunas personas adquieren un cierto grado de tolerancia a la sustancia a medida que transcurre el tiempo.
  • La dermatitis de contacto puede coexistir con la dermatitis atópica.

  • La dematitis alérgica de contacto se produce cuando una sustancia, en una persona sensible, entra en contacto con su piel y desencadena una reacción inmunitaria de tipo alérgico. Normalmente afecta al área de contacto con la sustancia (alérgeno).

Algunos pacientes que han sido sensibilizados a través de la piel a determinados alérgenos pueden desarrollar lesiones eccematosas generalizadas si ingieren o toman por vía sistémica estos alérgenos, es el caso del bálsamo del perú, algunos medicamentos, condimentos, alimentos y algunos procedimientos dentales.

Dermatitis alérgica de contacto. ¿Por qué se produce?

La dematitis alérgica de contacto o eccema de contacto se produce por una reacción inmunológica retardada de tipo IV. Se trata de una reacción mediada por linfocitos T que se produce en personas previamente sensibilizados tras el contacto de la piel con diversas sustancias. Se distingue una primera fase (aferente o de sensibilización) en la que el sujeto se sensibiliza a la sustancia y esta fase dura entre 5 y 25 días tras el primer contacto con la misma. Una segunda fase o eferente (de provocación) con la aparición de síntomas 12 o 24 h tras la reexposición de la persona a la sustancia.

Se trata de una reacción que se produce en personas previamente sensibilizados tras el contacto de la piel con diversas sustancias

Existen una serie de factores que influyen en la sensibilización de la persona frente a las sustancias alergénicas como son la suceptibilidad individual, las propiedades sensibilizantes de la sustancia y la concentración de la sustancia que entra en contacto con la piel.

¿Qué produce la alergia de contacto?

Eccema de contacto: qué lo produce - HeelEspaña
Eccema alérgico: síntomas – HeelEspaña

Las sustancias alergénicas más frecuentes son:

  • Niquel integrado en joyas y otro elementos como cinturones o hebillas.
  • Cremas con antibióticos.
  • Bálsamo del perú contenido en muchos perfumes, cosméticos, etc.
  • Formaldehido.
  • Cromo.
  • Gomas.
  • Desodorantes, desinfectantes y conservantes de telas.
  • Tintes de pelo, esmalte de uñas, cosméticos.
  • Plantas como la hiedra.
  • Insecticidas

Algunas sustancias producen reacción cuando la persona se expone al sol. En este caso, estamos hablando de dermatitis por fotosensibilidad (fotoalérgica y fototóxica).

Síntomas de la dermatitis de contacto

Los signos y síntomas de la dermatitis de contacto comprenden:

  • Enrojecimiento de la piel.
  • Prurito que puede ser intenso.
  • Placas descamativas con piel seca, agrietada y áspera.
  • Ampollas, algunas veces, con supuración y costras.
  • Inflamación, ardor o dolor ligero

La complicación más frecuente de la dermatitis de contacto es la infección, que puede ser de tipo bacteriano o fúngico.

¿Se puede prevenir el eccema de contacto?

Existen una serie de medidas útiles en la prevención de la dermatitis de contacto como son:

  • Identificar y evitar tanto las sustancias irritantes como aquellos alérgenos que provocan la aparición de dermatitis.
  • Lavar abundantemente la piel tras un contacto, puede ser una buena medida para eliminar la sustancia. No usar jabones.
  • Usar protección en la zona de la piel que sea sensible a determinadas sustancias. Uso de guantes u otro tipo de protecciones.
Picor con eccema de contacto - HeelEspaña
Cómo aliviar el eccema de contacto – HeelEspaña

¿Y existe un tratamiento útil?

En el tratamiento de estas lesiones se utilizan habitualmente los emolientes, los corticoides tópicos y, a veces, los antihistamínicos. En caso de infección se utilizarán los antibióticos o antifúngicos orales.

Algunas cremas, fundamentalmente a base de ectoína, junto con otros componentes (corteza avellano, crema lamelar con ceramidas, etc) pueden actuar como protectores para la piel. Ayudan a restaurar y mantener la capa externa de la piel, disminuyendo la inflamación, prurito y la pérdida de agua transepidérmica. Este tipo de cremas se puede utilizar en caso de dermatitis que cursan con inflamación, picor y sequedad, cuando no sea estrictamente necesaria la utilización de corticoides tópicos. O, también, puede utilizarse como coadyuvante a tratamiento con corticoides tópicos.

Bibliografia
1. Nixon RL, Diepgen T. Contact dermatitis. In: Adkinson NF, Bochner BS, Burks AW, et al, eds. Middleton’s Allergy: Principles and Practice. 8th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2014:chap 35.
2. www.uv.es/derma Dr. Víctor Alegre de Miquel
3. Usatine RP, Riojas M. Diagnosis and management of contact dermatitis. Am Fam Physician. 2010;82(3):249-255. PMID: 20672788
4. Habif TP. Contact dermatitis and patch testing. In: Habif TP, ed. Clinical Dermatology. 6th ed. St Louis, MO: Elsevier; 2016:chap 4.
5. Graf, R., Anzali, S., Buenger, J., Pfluecker, F., & Driller, H. (2008). The multifunctional role of ectoine as a natural cell protectant. Clinics in dermatology, 26(4), 326-333.
6. Marini, A., Reinelt, K., Krutmann, J., & Bilstein, A. (2014). Ectoine-containing cream in the treatment of mild to moderate atopic dermatitis: a randomised, comparator-controlled, intra-individual double-blind, multi-center trial. Skin pharmacology and physiology, 27(2), 57.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *