Fases del sueño, ¿qué sucede en cada una?

En los últimos tiempos ha tenido mucho auge el estudio del sueño. De hecho, se puede conocer cómo son las fases del sueño y conocer, de este modo, los diferentes tipos de alteraciones del mismo.

El sueño es necesario para una vida sana y equilibrada

El sueño es una función del ser humano a la que, en cierta medida, no se le ha dado la importancia que merece desde el punto de vista médico, al igual que a su patología.

Sin embargo, actualmente, su estudio es mayor. Y es que el ser humano invierte, por término medio, un tercio de su vida en dormir.

Dormir es una actividad necesaria, porque con ella se restablece el equilibrio físico y psicológico básico de las personas.

 

El sueño y el descanso de calidad son de vital importancia para mantener una vida saludable.

A diferencia de lo que se cree comúnmente, el sueño es un estado dinámico donde grupos de neuronas siguen activas desempeñando un papel diferente al de la vigilia. Es, además, necesario para la salud en general del organismo por sus propiedades de consolidar las distintas formas de la memoria, regular la temperatura y la función de ciertos neurotransmisores, así como de almacenar energía y mantener la capacidad inmunológica.

La falta de sueño crónica y/o las alteraciones del sueño pueden ser factores a largo plazo, entre otras, del desarrollo de:

  • Enfermedad cardiovascular.
  • Obesidad.
  • Diabetes.

Pero también, a corto plazo, produce alteraciones como cansancio diurno, falta de concentración, somnolencia y mayor riesgo laboral.

Funciones del sueño

La función primordial del sueño es el descanso.

El sueño es esencial para la vida y es la base de numerosas funciones fisiológicas y psicológicas, como la reparación de los tejidos, el crecimiento, la consolidación de la memoria y el aprendizaje.

Algunos ejemplos serían:

  • Reparación de tejidos mediante la secreción de hormonas anabólicas (GH, prolactina, testosterona y progesterona) y la supresión de hormonas catabólicas (cortisol).
  • Recuperación de energía.
  • Mantenimiento de la red neuronal y las sinapsis (comunicación) nerviosas.
  • Papel en la consolidación de la memoria.
  • Papel en la regulación endocrina, inmunitaria y metabólica.

Estructura del sueño

¿Cuáles son las fases del sueño? - HeelEspaña
Estructura y fases del sueño – HeelEspaña

Para conocer de manera más detallada las características del sueño, tanto en la duración del mismo como en su arquitectura, se puede remitir al paciente a las unidades del sueño. Aquí se realizarán diferentes registros para conocer cómo son las diferentes fases del sueño.

Este tipo de prueba de llama Polisomnografía, que es el registro de la actividad cerebral, el tono muscular, los movimientos oculares (EEG, EMG, EOG) y otros registros.

Mientras dormimos se llevan a cabo funciones fisiológicas imprescindibles para el equilibrio psíquico y físico de nuestro organismo.

De esta forma se pueden diagnosticar diferentes tipos de alteraciones del sueño, entre otras, el insomnio. Al estudiar el periodo del sueño con estos métodos como el electroncefalograma (EEG), electrooculograma (EOG) y electromiograma (EMG) se pueden describir distinto tipos o fases del sueño, que se conocen como REM (acrónimo del inglés rapid eyes movement) y No REM (NREM) y que están presentes en todos los mamíferos.

Etapas o fases del sueño

Sueño No REM (sueño de ondas lentas)

Se puede dividir en 4 etapas o fases del sueño:

  1. Fase 1. Adormecimiento. Es un estado de somnolencia donde el EEG muestra ondas alfa y theta. Es la transición entre la vigilia y el sueño. Esta etapa ocupa el 5-10 % del tiempo total del sueño. En esta etapa, los ojos se mueven lentamente y la actividad muscular se enlentece.
  2. Fase 2. Sueño ligero. En esta fase disminuye, en primer lugar, el ritmo cardíaco y, en segundo lugar, el respiratorio. Existen movimientos oculares leves. Esta fase dura aproximadamente el 45-50% de nuestros ciclos de sueño. Dentro de esta fase se suceden etapas de gran actividad cerebral con otras de menor intensidad, algo que hace que sea muy difícil despertarnos cuando estamos en ella. El registro del EEG muestra períodos de actividad theta, husos del sueño (ritmo sigma) y complejos K. Los complejos K son ondas agudas que aparecen de forma abrupta y actúan como mecanismo de inhibición para que el sujeto no se despierte.
  3. Fase 3. Fase de transición hacia el sueño profundo. Pasamos unos 2 o 3 minutos, aproximadamente, en esta fase.
  4. Fase 4. Fase de sueño lento o sueño profundo, ondas lentas (delta) del EEG. Disminuye el ritmo respiratorio así como nuestra presión arterial, que suele descender. Cuesta mucho despertarnos estando en esta fase, dura el 15 % del tiempo total del sueño. Esta fase determina la mala o buena calidad del sueño y si el sueño ha sido o no reparador.

Sueño REM. Rapid Eyes Movements (Movimientos Rápidos de Ojos) o etapa de sueño paradójico

¿Por qué movemos los ojos mientras dormimos? - HeelEspañaDentro de las fases del sueño, esta etapa de sueño REM ocupa un 25% de nuestro ciclo del sueño. Con respecto a la fase de sueño REM la actividad cerebral es muy alta, pero nuestros músculos se encuentran bloqueados.

Es la fase en la que soñamos (ensoñaciones) y captamos información del exterior.

Nuestra actividad cerebral es semejante a la de la vigilia. El registro del EEG muestra ondas cerebrales de tipo theta. En esta etapa, el ritmo cardíaco y la presión aumenta, al igual que el movimiento de los ojos.

Fases de forma cíclica

A lo largo de la noche se pasa por varios ciclos de sueño REM-No REM. El sueño profundo es más predominante en la primera parte de la noche y el sueño REM en la segunda parte de la noche. Durante el sueño se pasa por esas fases de forma cíclica.

Los ciclos transcurren durante aproximadamente 90 minutos que se repiten durante las 6 a 8 horas recomendables que pasamos durmiendo. En el adulto se producen unos 4-6 ciclos cada noche. En cambio, en el niño ese número de ciclos aumenta hasta 6-10 dependiendo de la edad.

Características del sueño a lo largo de la vida

La duración y arquitectura del sueño se va modificando con la edad. Respecto a la necesidad, va decreciendo a lo largo de la vida.

  • El recién nacido duerme unas 16 horas.
  • El lactante entre 12 y 14 horas.
  • Entre los 3-5 años unas 11 horas.
  • A los 9-10 años unas 10 horas.
  • Por último, si hablamos de la edad adulta, la mayor parte de la población lo hará entre 7 y 8 horas por noche.

Por lo general, el sueño profundo (Fase 3), tiene una proporción mayor en la primera parte de la noche. En cambio, el sueño REM (el de los sueños) está más presente en la última parte de la noche. Pero, por encima de los 60 años, el sueño fase 3 (profundo) se suele reducir a periodos escasos y breves.

Es discutible que “los mayores necesiten dormir menos”. También es habitual que el sueño sea más fragmentado a lo largo del día y, por eso, suelen ser frecuente la “siestas” diurnas. Por lo tanto, esto provoca que el sueño sea más desorganizado y con menor duración de las fases de sueño profundo que en el joven y adulto. Sin embargo, la cantidad total de horas de sueño no es muy diferente.

Retraso/adelanto de fase

Otra característica del sueño y en general del ritmo circadiano según la edad son los retraso o adelantos de “fase” a lo largo de la vida. Los adolescentes suelen tener el llamado “retraso de fase”. Es decir, sienten la necesidad de dormir más tarde y se despiertan también más tarde. Por su parte, los ancianos suelen tener un “adelanto de fase”, es decir, se duerme y se despiertan más temprano.

¿Qué pasa en las distintas fases del sueño? - HeelEspaña
¿En qué fase del sueño se sueña? – HeelEspaña

Referencias

Andréu, M. M., de Larrinaga, A. Á. R., Pérez, J. A. M., Martínez, M. Á. M., Cuesta, F. J. P., Guerra, A. J. A., … & Rodríguez, P. G. (2016). Sueño Saludable: evidencias y guías de actuación.

Documento oficial de la Sociedad Española de Sueño. Rev Neurol, 63(Suplemento 2), S1-S27.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *