Cómo cuidar el microbioma de la piel

Si hablamos del microbioma de la piel, en realidad, estamos hablando de la microbiota cutánea. Pero, eso sí, teniendo en cuenta el material genético y los productos del metabolismo producidos por dichos microorganismos.

La conservación del microbioma de la piel es fundamental para el funcionamiento adecuado del sistema inmune. Además, para el mantenimiento de las funciones y la estructura cutánea.

Cómo cuidar el microbioma de la piel

¿Existen diferencias entre microbiota y microbioma de la piel?

Se define como microbiota al conjunto de microorganismos que habitan en un territorio. Microbioma es el conjunto que forman esos mismos microorganismos junto con sus genes y metabolitos.

La superficie cutánea cuenta con un ecosistema de diferentes microorganismos que le confiere ese carácter defensivo. En la piel se encuentran virus, hongos, parásitos y, sobre todo, bacterias. Constituyen la parte tanto cuantitativa como funcional más importante de la microbiota cutánea.

El 95% de los microorganismos presentes en la piel son bacterias y estas pertenecen, principalmente, a los filos Actinobacteria (60%) y Firmicutes (25%).

Cambios en la piel

La cantidad de bacterias y los tipos predominantes varían por cuestiones topográficas y por variaciones individuales. Las zonas más cerradas como axilas, pliegues retroauriculares o zona inguinal presentan una proporción de especies diferentes a zonas más abiertas como los antebrazos o el dorso de la espalda por poner algunos ejemplos.

La edad también influye, pues se van produciendo cambios a lo largo de la vida. El sexo, en principio, no es un condicionante como tal. Sin embargo se ha visto que las mujeres que utilizan habitualmente maquillaje sí presentan cambios en la microbiota respecto a las mujeres que no se maquillan.

Sí hay que tener muy en cuenta los cambios que se pueden producir por factores ambientales u ocupacionales. Y también por higiene inadecuada de la piel. Entendemos como inadecuada tanto el defecto como el exceso. Cada vez está más implementado el uso de biocidas y desinfectantes en la piel que alteran el ecosistema de la microbiota.

Las mejores cremas para cuidar el microbioma de la piel

Funciones de la piel

En un adulto, la piel puede tener una superficie total de unos 2m2 que se encuentran expuestos al medio externo. La piel es la puerta de contacto del interior del organismo con el ambiente que nos rodea. Y, además, podría considerarse como el órgano inmunológico de mayor tamaño.

Para que la piel no esté completamente colonizada por microorganismos patógenos, debe contar con algunos mecanismos de defensa. Entre estos están la sequedad (la colonización por patógenos es más fácil en zonas húmedas), el recambio constante de las células superficiales o la acidez.

El pH bajo se consigue gracias a la producción de ácido láctico de la que son las principales responsables las bacterias comensales.

Además, las bacterias de la microbiota producen péptidos antimicrobianos. También compiten por hábitat y alimento con las bacterias patógenas. También contribuyen a la modulación de las respuesta inmunitaria, puesto que inducen la activación de los receptores TLR en los queratinocitos.

 

¿Qué ocurre cuando la microbiota de la piel se desequilibra?

Por lo tanto, el desequilibrio entre las distintas poblaciones bacterianas de la microbiota cutánea favorece la colonización de especies patógenas. O, al menos, inconvenientes.

Además, se han relacionado diferentes patologías dermatológicas no infecciosas como la psoriasis, el acné, la rosácea o la dermatitis atópica, con alteraciones en la composición de la microbiota cutánea e intestinal.

Por qué hay cambios en el microbioma de la piel

Prevención y tratamiento de las patologías de la piel

La conservación de la microbiota de la piel, o si queremos, como decía el título, del microbioma de la piel, es fundamental para el funcionamiento adecuado del sistema inmune y para el mantenimiento de las funciones y la estructura cutánea. Así como para disminuir la probabilidad de la aparición de algunas patologías como las anteriormente mencionadas.

Cada vez se está investigando más sobre el uso de probióticos orales en el tratamiento y la prevención de algunas patologías cutáneas como la dermatitis atópica o el acné. Existe ya una amplia aceptación en cuanto al papel beneficioso de ciertas cepas probióticas en el tratamiento de los síntomas de estas patologías.

Mencionaremos al Bifidobacterium lactis CECT 8145, Bifidobacterium longum CECT 7347 y Lactobacillus casei CECT 9104 en relación a la dermatitis atópica. Y el Lactobacillus salivarius o el Bifidobacterium breve entre otros, para el acné. El uso de probióticos tópicos está actualmente en investigación.

Otras cuestiones a tener en cuenta, tienen que ver sobre todo con el uso de jabones y detergentes. Es fundamental respetar el pH de la piel, que es aproximadamente de 5.5. Por ello hay que rechazar los jabones alcalinos.

Es también fundamental la hidratación de la piel, el uso de emolientes tras el baño o ducha, especialmente en personas con dermatitis atópica y otras afecciones es obligado.

Los perfumes y maquillajes también pueden alterar el hábitat. Por ello es conveniente dar descansos a la piel de vez en cuando respecto al uso de estos productos.

Y, por último, aunque parezca muy manido, el descanso y la alimentación equilibrada también son buenos aliados para la piel.

Referencias
https://www.elprobiotico.com/los-probioticos-y-la-piel/
https://www.biocodexmicrobiotainstitute.com/es/pro/cutanea
https://revistasocolderma.org/sites/default/files/microbiota_de_la_piel_el_ecosistema_cutaneo.pdf
Deidda F, Amoruso A, Nicola S, Graziano T, Pane M, Mogna L. New Approach in Acne Therapy: A Specific Bacteriocin Activity and a Targeted Anti IL-8 Property in Just 1 Probiotic Strain, the L. salivarius LS03. J Clin Gastroenterol. 2018 Nov/Dec
Navarro-López V, Ramírez-Boscá A, Ramón-Vidal D, Ruzafa-Costas B, Genovés-Martínez S, Chenoll-Cuadros E, et al. Effect of Oral Administration of a Mixture of Probiotic Strains on SCORAD Index and Use of Topical Steroids in Young Patients With Moderate Atopic Dermatitis: A Randomized Clinical Trial. JAMA Dermatol. 2018 Jan 1; 154(1):37-43.

 

Deja un comentario

Desde Microbiota y Bienestar nos tomamos muy en serio tu salud. Por este motivo no podemos hacer diagnósticos online, si tienes síntomas te recomendamos que recurras a un especialista. Gracias por leernos y comentar.