Cómo controlar la diabetes con la alimentación

Uno de los pilares principales en el tratamiento y control de las personas que padecen diabetes lo constituye la alimentación. No hay que olvidar, por supuesto, la práctica de unos hábitos de vida saludables. Muchos pacientes saben cómo controlar la diabetes con la alimentación y así complementarlo con su tratamiento farmacológico (insulina y antidiabéticos orales).

Consejos para controlar la diabetes con la alimentación - HeelEspaña

Cómo controlar la diabetes con hábitos saludables y alimentación

Unos hábitos de vida saludables como son la ausencia de tabaco o la práctica de actividad física moderada, ayudarán a controlar las cifras de glucosa en sangre. Además, pueden prevenir la aparición de complicaciones asociadas a la enfermedad.

A través de los alimentos que ingerimos, nuestro cuerpo recibe los nutrientes necesarios para un correcto funcionamiento. Podemos clasificar los nutrientes en varios grupos:

  1. Hidratos de carbono. Verduras, frutas, hortalizas que normalmente deben ser los hidratos que consumamos en más cantidad y diariamente. Las legumbres, pan, pasta, arroz y otros cereales, con un consumo más limitado y azúcares, bollería, dulces en general que deben evitarse y consumirse de forma esporádica.
  2. Proteínas. Carne, pescado y huevos.
  3. Lípidos. Como el aceite de oliva, quesos o la mantequilla.

Además se debe implementar la ingesta de vitaminas, minerales y agua.

Dieta saludable: cómo controlar la diabetes - HeelEspaña

Cómo es la dieta de un diabético

La dieta de un paciente diabético no es muy diferente que la dieta adecuada en una persona sana. Eso sí, salvo pequeños detalles que explicaremos más adelante.

La composición y las calorías de la dieta varían de una persona a otra y, por tanto, deberían adecuarse a la talla, peso, edad y sexo de cada individuo. La misma estrategia se debe seguir en relación a la actividad física de cada paciente.

Los diferentes grupos de alimentos expuestos anteriormente (azúcares, proteínas y grasas) deben aparecer en la dieta de forma equilibrada. El paciente diabético debe alcanzar una serie de objetivos:

  • Niveles de glucemia lo más cercano a la normalidad. Siempre teniendo en cuenta que se debe individualizar cada paciente.
  • Mantenimiento de un peso “ideal”. Significa la disminución de peso, si el paciente presenta sobrepeso.
  • Alcanzar y mantener unos niveles normales de presión arterial.
  • Tratar las alteraciones asociadas a la diabetes (nefropatía, dislipemia, obesidad, etc.)
  • Utilizar la preferencia de los alimentos según el gusto del paciente, probablemente comerá alimentos deseados pero tendrá que hacerlo en porciones más pequeñas o con menos frecuencia.

Diabético: variedad de alimentos

Dieta variada: cómo controlar la diabetes - HeelEspaña

La clave en la diabetes es consumir una variedad de alimentos saludables de todos los grupos que hemos descrito. Y, por supuesto, en las cantidades establecidas en un plan de alimentación diseñado por su médico.

Hablamos, a continuación, de los grupos de alimentos que forman parte de una dieta adecuada para un paciente diabético.

Hidratos de carbono

De todos los nutrientes, son los que más influyen sobre los valores de glucemia. El aumento de la glucemia depende, sobre todo, de la cantidad y calidad de los hidratos de carbono que se ingieren. Los azúcares simples se metabolizan rápidamente y pasan a la sangre en pocos minutos. Es el caso de los azúcares refinados (sacarosa), azúcar blanco, caramelos y en alimentos más saludables como la fruta (fructosa) y la leche (lactosa).

Los hidratos de carbono complejos tardan más en metabolizarse, por lo que producen una elevación de la glucemia más lenta y moderada. Se encuentran en verduras, frutas, cereales como el pan, la pasta, arroz o las legumbres.
El consumo de frutas, verduras, lácteos debe ser la fuente principal de hidratos. Tendremos en cuenta las siguientes recomendaciones:

  • Tomar verduras sin almidón. Se incluye el brócoli, zanahorias, vegetales de hojas verdes, pimientos y tomates que son más recomendables que las verduras con almidón como las patatas y el maíz.
  • Tomar diariamente fruta. Se incluye melones, fresas, manzanas, naranjas, plátano (poca cantidad, mejor banana menos rica en azúcares) y uvas (menos cantidad o menor frecuencia).
  • Cereales y legumbres. Se deben limitar en la dieta y deben ser integrales al menos en un 50%. Incluye trigo, arroz, avena, maíz, cebada y quinua. El consumo de pan, pasta, cereales debe estar limitado, no prohibido.
  • No se aconseja la ingesta de bebidas azucaradas. Refrescos, cacao en polvo para añadir a la leche en el desayuno o zumos de tetrabrick. Algunos de estos productos contienen hasta 16 gramos de azúcar por cada medio litro, por lo que no son recomendables para nadie. Pero, mucho menos, si el paciente es diabético.

 

Proteínas

Son necesarias para los procesos biológicos principales como son el recambio celular, producción de hormonas, enzimas, anticuerpos, etc.

En una dieta equilibrada de un diabético, las proteínas representan el 15-20% de calorías de su alimentación.

Es mejor la ingesta de carne magra sin grasa (carne de pollo sin piel, pavo, conejo) pescado, lácteos, huevos, nueces y con menor cantidad de proteínas, otros alimentos como las legumbres (20-30% de su composición).

Grasas

Es importante controlar la calidad de la grasa a ingerir y en menor medida la cantidad. La más recomendable es la grasa monoinsaturada (Cis), presente en los aceites vegetales como el aceite de oliva, frutos secos y aguacate. También es saludable la grasa poliinsaturada rica en Omega 3, presente en pescados como el atún, trucha, salmón o sardina.

Son saludables, también, los lácteos desnatados o bajos en grasa, yogur desnatado y queso fresco.

Alimentos que se deben limitar en un paciente con diabetes

Cómo controlar la diabetes: la dieta te puede ayudar - HeelEspaña

Se deben limitar algunos alimentos en los pacientes con diabetes:

  • Alimentos con un alto contenido de sal. Para conseguir evitar el incremento de la presión arterial.
  • Dulces, como productos horneados, dulces y helados
  • Bebidas con azúcares agregados, como jugos, gaseosas y bebidas regulares para deporte o energéticas
  • Alimentos fritos y ricos en grasas sobre todo “trans”:
    • Alimentos congelados, como los canelones, las pizzas, el yogur helado o el helado.
    • Productos fritos o empanados, como las croquetas.
    • Aperitivos salados, como las patatas fritas.
    • Galletas.
    • Grasas sólidas como las margarinas y mantecas.
    • Bollería industrial.
    • Pasteles y tartas.
    • Comida rápida.
    • Sustitutos de crema no lácteos.

Para evitar sufrir los perjuicios que las grasas “trans” (hidrogenadas) provocan en la salud, conviene sustituir las comidas con grasas “trans” por otros con grasas monoinsaturadas o poliinsaturadas. Por ejemplo, suplir la mantequilla por aceite de oliva o evitar los alimentos procesados.

Conclusiones de cómo controlar la diabetes con la comida

Las recomendaciones que debe seguir un paciente con diabetes son:

  • Realizar una correcta hidratación.
  • Realizar 4-6 ingestas de alimentos al día, evitando comidas copiosas.
  • Limitar los alimentos ricos en hidratos de carbono simples porque elevan de manera brusca la glucemia.
  • Ingerir de forma diaria, frutas y verduras por su alto contenido en fibra y vitaminas. Es bueno introducir suplementos de fibra para impedir la absorción de forma brusca de los hidratos de carbono, además la fibra (soluble) prebiótica estimula el crecimiento y mantenimiento de la microbiota intestinal, regulando la correcta absorción de nutrientes como azúcares y grasas (colesterol) y mejorando el tránsito intestinal de los pacientes. La utilización de probióticos en estos pacientes mejoran el equilibrio de la microbiota intestinal y colaboran a mantener una absorción adecuada de nutrientes y refuerzan el sistema inmunitario intestinal.
  • Insistir en la moderación del consumo de alcohol y sal, evitando complicaciones.

Bibliografía
• American Diabetes Association. (2016). 3. Foundations of care and comprehensive medical evaluation. Diabetes Care, 39(Supplement 1), S23-S35.
• National Institutes of Health. (2017). Office of Dietary Supplements. Dietary supplements: what you need to know.
• Piercy, K. L., Troiano, R. P., Ballard, R. M., Carlson, S. A., Fulton, J. E., Galuska, D. A., … & Olson, R. D. (2018). The physical activity guidelines for Americans. Jama, 320(19), 2020-2028.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *